Select
The Challenge
Our Approach

Qué es?
Una metodología que utiliza un conjunto de herramientas para identificar y calificar multidimensionalmente soluciones empresariales buscando encontrar una solución a su medida. Incluimos factores como: el sector económico, el tamaño de la empresa, su grado de madurez tecnológica y los procesos de negocio. Medimos funcional, técnica y económicamente cada propuesta, con la perspectiva de garantizar la sostenibilidad en el tiempo.

Servicios principales:
- Creación del documento de Solicitud de Propuestas
- Metodología de preselección de proponentes
- Recepción y Evaluación de propuestas
- Apoyo en selección y contratación de proveedores

 

Nuestro reto:
Una empresa colombiana de servicios públicos, con una gran inversión en tecnología y un buen grado de madurez tecnológica. Esta empresa busca optimizar su gasto en tecnología y quiere explorar la mejor alternativa para llevar su capacidad de computo a la nube, mitigando variables como obsolescencia y reduciendo el uso de recursos internos para la administración y soporte de la infraestructura.  El equipo de TI requiere nuestro soporte para el acompañamiento en la selección de la mejor alternativa técnica, funcional y económica.

Cómo lo resolvimos
Aplicamos nuestra metodología para reestructurar las variables a considerar en las propuestas, y las ligamos a las necesidades particulares de la empresa. Se elaboró un nuevo documento de Solicitud de Propuestas (RFP), realizamos la clasificación y evaluación de los atributos técnicos y funcionales de cada proponente, preparamos la presentación a la Alta Gerencia encargada de la selección final del proveedor. Como cierre de nuestra consultoría acompañamos el proceso de negociación y cierre de contrato buscando valores agregados para nuestro cliente.

Logros
- Solución alineada a la arquitectura existente
- Implementación con impacto CERO, en la continuidad del negocio
- Incremento en un 30% en la capacidad de los canales de comunicación
- 50% de reducción en los tiempos asociados a las tareas de soporte
- 30% en ahorros versus adquirir los equipos físicos
- Disminución del 35% en consumo eléctrico del Data Center